14/01/2021

La cantera de las ilusiones del futbolista Pedro

Ana María Nimo - Redactora de El Mundo
El Mundo El Mundo

La Fundación Pedro Rodríguez Ledesma atiende las necesidades de niños y niñas en situación de vulnerabilidad en la isla de Tenerife a través del deporte, un programa de becas y obras sociales.

Para medir la dimensión real de un astro del fútbol, hay que fijarse en la sombra que proyecta. Sobre los futbolistas internacionales recae la responsabilidad de saberse el espejo en el que se miran miles de jóvenes de todo el mundo por eso sus decisiones fuera del campo son casi tan importantes como las que toman dentro de él. El caso del canario Pedro Rodríguez Ledesma, actual jugador del Roma, es un buen ejemplo de cómo el éxito, además de llevarte muy lejos, puede servirte para sentar las bases para que otros puedan seguir tu camino.

Su “espíritu solidario le llevó a crear una Fundación para poder devolver el cariño que su tierra y su gente le han dado siempre”, explica Jaime González, director de la entidad. La Fundación Pedro Rodríguez Ledesma trabaja para que ningún menor tinerfeño sea privado de oportunidades, tratando de corregir y minimizar los desequilibrios sociales.


Para ello cuentan con un programa de becas con el que favorecen la inserción de los niños y niñas en riesgo de exclusión social y en situación de vulnerabilidad. “Les damos clases particulares, refuerzo un idioma, talleres de nuevas tecnologías como el de esports y que nos sirve también como aquel refuerzo positivo a los menores para que no solamente estudien, para que entiendan que el capital humano es lo que les va a valer en el futuro”, explica González.

 

El astro canario creó esta fundación para poder devolver el cariño que siempre le ha brindado su tierra y su gente

 

Davinia Marrero es encargada de instruir a un grupo de niños que se esfuerzan cada día por salir adelante partiendo de un punto de partida que no les favorece: “Cada uno tiene su situación peculiar y sus problemas. Ya no sólo en casa, sino académicamente. O bien llevan cierto retraso con algunas asignaturas o se han escolarizado de forma tardía o no tienen recursos para poder asumir todos los problemillas que se van presentando”. Ayudarles a ellos también pasa por ayudar a sus padres, cuya situación, ya de por sí precaria, se ha visto agudizada en estos meses, siendo Canarias la comunidad autónoma más golpeada por los efectos económicos de la pandemia del coronavirus. “Es importante que ellos también salgan adelante”, explica la profesora, “muchas veces no pueden comprar alimentos o tienen otras dificultades e intentamos ayudarles también con eso”.

La Fundación Pedro Rodríguez Ledesma atiende las necesidades de niños y niñas en situación de vulnerabilidad en la isla de Tenerife a través del deporte, un programa de becas y obras sociales.

Para medir la dimensión real de un astro del fútbol, hay que fijarse en la sombra que proyecta. Sobre los futbolistas internacionales recae la responsabilidad de saberse el espejo en el que se miran miles de jóvenes de todo el mundo por eso sus decisiones fuera del campo son casi tan importantes como las que toman dentro de él. El caso del canario Pedro Rodríguez Ledesma, actual jugador del Roma, es un buen ejemplo de cómo el éxito, además de llevarte muy lejos, puede servirte para sentar las bases para que otros puedan seguir tu camino.

Su “espíritu solidario le llevó a crear una Fundación para poder devolver el cariño que su tierra y su gente le han dado siempre”, explica Jaime González, director de la entidad. La Fundación Pedro Rodríguez Ledesma trabaja para que ningún menor tinerfeño sea privado de oportunidades, tratando de corregir y minimizar los desequilibrios sociales.

El astro canario creó esta fundación para poder devolver el cariño que siempre le ha brindado su tierra y su gente

Para ello cuentan con un programa de becas con el que favorecen la inserción de los niños y niñas en riesgo de exclusión social y en situación de vulnerabilidad. “Les damos clases particulares, refuerzo un idioma, talleres de nuevas tecnologías como el de esports y que nos sirve también como aquel refuerzo positivo a los menores para que no solamente estudien, para que entiendan que el capital humano es lo que les va a valer en el futuro”, explica González.


Davinia Marrero es encargada de instruir a un grupo de niños que se esfuerzan cada día por salir adelante partiendo de un punto de partida que no les favorece: “Cada uno tiene su situación peculiar y sus problemas. Ya no sólo en casa, sino académicamente. O bien llevan cierto retraso con algunas asignaturas o se han escolarizado de forma tardía o no tienen recursos para poder asumir todos los problemillas que se van presentando”. Ayudarles a ellos también pasa por ayudar a sus padres, cuya situación, ya de por sí precaria, se ha visto agudizada en estos meses, siendo Canarias la comunidad autónoma más golpeada por los efectos económicos de la pandemia del coronavirus. “Es importante que ellos también salgan adelante”, explica la profesora, “muchas veces no pueden comprar alimentos o tienen otras dificultades e intentamos ayudarles también con eso”.

La Fundación realiza periódicamente recogidas y compra de alimentos y elementos de primera necesidad para su posterior donación a distintas asociaciones y servicios sociales de diferentes Ayuntamientos así como de material escolar y juguetes, en épocas de inicio del curso académico y navideño respectivamente, para su posterior donación a aquellas familias necesitadas.



ESCUELA DE VALORES

La implicación y la entrega de estos profesionales se ve recompensada con creces. En el caso de Marrero, reconoce que estos chicos le han “enseñado muchas cosas de la vida”, como, por ejemplo, “a tener muchísima paciencia con todo, a coger las cosas como vengan, a no sufrir por muchas preocupaciones... Si tengo este problema, pues busco una solución, no creo otro problema o me deprimo. Ellos siempre tienen una sonrisa en la boca al final, eso también es una lección de vida”.

A José Mesa, trabajar con ellos también le proporciona mucha satisfacción: “Nos llenan de alegría, de vida”. Mesa es administrativo de la Fundación y coordinador de otra de las piedras angulares del proyecto, el Club Deportivo Pedro Rodríguez, con sede en Arico, localidad en la que creció el futbolista. “Este club parte de la base de seguir fomentando los valores intrínsecos en el deporte”, explica su coordinador, “actualmente contamos con 80 niños a los cuales damos no sólo formación a nivel futbolístico, sino también intentamos inculcar esos valores de los que hace gala nuestro presidente”.

 

"Este club parte de la base de seguir fomentando los valores intrínsecos en el deporte"

 

Pedro -Pedrito, como se refieren a él con cariño los niños de la Fundación- inspira a estos chicos a cultivar valores como el esfuerzo, la humildad, el compañerismo, el sacrificio y la solidaridad. “ Al final es el jugador de fútbol más laureado de la historia de Canarias y eso hace que tengamos un efecto llamada importante entre los niños y niñas de la zona”, apunta González. A lo largo del año, los chicos del Club reciben la visita del astro y de otros deportistas de élite que les animan a seguir trabajando y esforzándose por sobreponerse a sus situaciones personales. “Significa muchísimo para nosotros poder ayudarles, sobre todo a crecer como personas”, asegura el coordinador.

La Fundación no se limita a ayudar a los chicos que tienen bajo su paraguas sino que, además, llevan a cabo campañas puntuales para, por ejemplo, equipar el área pediátrica del Hospital del Sur de Tenerife, habilitar una zona recreativa dentro del Hogar Escuela de Santa Cruz de Tenerife, adquirir material informático para menores con dificultades de audiovisuales o comprar un Comedor Modular para el Colegio de El Río, en Arico, para poder prestar un servicio tan básico como necesario para que muchos niños continuaran con sus estudios. “Sabemos que muchas generaciones de niños y niñas se van a beneficiar de esas ayudas y es algo que nos llena de orgullo”, confiesa González.

Para la adquisición del comedor escolar contaron con el apoyo de CaixaBank, como en tantas otras ocasiones, “hemos ido muy de la mano con ellos desde que nacimos”, explica el director de la Fundación. A pesar de que el grueso de su financiación procede de fondos propios, el apoyo de organizaciones como ésta es vital para la materialización de muchos de estos proyectos: “Sin duda el apoyo de entidades de esta grandeza son vitales para el desarrollo de nuestras labores, tanto en el archipiélago canario como a nivel nacional y europeo”.

Así aunando las fuerzas de unos y otros, la Fundación puede ofrecer a muchos niños tinerfeños el sostén necesario para tener la oportunidad de sobreponerse a sus circunstancias sociales y personales, “es la única manera que tienen de salir de ese entorno e incluso ayudar a sus familias. Confiamos en que con nuestra ayuda estos niños y niñas progresen, se independicen, sean buenas personas y profesionales”.



- Artículo publicado en el Diario El Mundo (15-01-21)

 

Más opiniones

- La cantera toma el mando en el Camp Nou15/09/2008      
- Pedro se quedará, pero Jeffren escucha ofertas10/08/2008      
- Pedro es la revelación de la pretemporada06/08/2008      

Primera |  Anterior |  Página 17 de 17 |  Siguiente |  Última  |   Ir a:    Ir a

Buscar opiniones







Patrocinadores

Webmaster Luis Cuenca - Web diseñada por HPS