13 de Junio de 2016

España presenta candidatura con fútbol y carácter (1-0)

Hubo que insistir hasta la saciedad para derribar el muro de República Checa en el debut de La Roja en Toulouse, pero no se rindió y obtuvo recompensa a su fútbol y coraje. Tomó la iniciativa desde el primer instante y no la soltó hasta que en el 87’ Gerard Piqué cabeceó al fondo de las redes haciendo justicia. Antes, una labor de acoso y derribo que dejó múltiples ocasiones y cero goles. Nolito y Morata insistieron con tenacidad, aunque Pedro entró por el primero en banda izquierda y puso su grano de arena en el gol: abrió para Iniesta y este centró a la olla para el cabezazo de Piqué.

Cech, bajo palos, fue el mejor de los checos con numerosas intervenciones de mérito aunque también dispusieron de contadas ocasiones que De Gea y Ramos bajo palos se ocuparon de desbaratar. Así La Roja comienza sumando los tres puntos y encarrila su camino hacia octavos de final.

- Cech, un muro tras la trinchera

El partido arrancó con ritmo elevado. España buscaba hacerse con el balón frente a las líneas checas bien definidas en el plano defensivo, con presión y orden. En ataque se ganaron pronto una falta peligrosa al borde del área, muy rigurosa, pero el fútbol de verdad lo ponía la Roja haciendo circular el balón y llegando con intención al área de Petr Cech. Al cuarto de hora el portero del Arsenal salvó la primera gran ocasión de La Roja, cuando una evolución de Juanfran conectó con Silva y éste con Morata que remató en boca de gol justo ante el portero.

Para entonces ya España mandaba en el juego con absoluta superioridad. Llegaba más y mejor el combinado español que con sus triangulaciones conseguían romper la defensa, especialmente con la visión del mariscal Iniesta. Cech salvó el 1-0 en otra llegada en vertical con remate de Morata. El delantero de la Juventus ganó la espalda a la defensa, amagó y remató con la izquierda cruzado. Antes del descanso Busquets, Nolito e Iniesta se animaron con disparos desde fuera del área que rondaron el gol. Justo antes del descanso llegó la única ocasión notable de los checos con un derechazo desde la frontal bien atajado por De Gea.

- Piqué rompe en el 87’

Arrancó sin cambios el segundo tiempo pero con ocasiones. La primera ocasión llegó temprana con una acción a la contra rematada por Nolito. El despeje del defensor se marchó cerca del poste izquierdo de Cech y vino seguido de otra ocasión de Morata. Se avecinaba tormenta sobre la meta checa y no sólo por el cielo gris de Toulouse. Los nubarrones vestían de rojo y calzón azul. El balón se paseó por el área sin dueño en otra gran ocasión de España.

Morata y compañía insistían en el área mientras la lluvia comenzaba a golpear. El agua refrescó las ideas de los checos que por primera vez encontraban espacios a la contra, con todo el bloque de La Roja volcado en busca del gol. En el 61’ Del Bosque practicó el primer cambio con la entrada de delantero por delantero, Aduriz por Morata, para buscar el gol que abriera la lata.

Corría el 65’ cuando los problemas llegaron al arco de De Gea, donde Ramos y el propio guardameta del United despejaron el peligro salvando el gol. Llegó el segundo cambio con la entrada de Thiago por Fábregas. Más madera a la creación. Jordi Alba la tuvo en una jugada en el área, pero el control le pegó en la rodilla justo cuando Cech se vencía en el área pequeña. También Silva disfrutó desde la media luna con la oportunidad de rematar una jugada colectiva. Le pegó con la izquierda ajustada al palo y la rosca se abrió en demasía.

Aduriz se lució con una chilena de complicada ejecución, altísima, un espectacular remate que sin embargo no sirvió para desbloquear. El mismo protagonista se prodigó de cabeza peleando por alto un balón. Pedro entró por Nolito en el 80, con diez minutos por delante para abrir la lata checa. Se situó en la izquierda el tinerfeño y no tardó conectar con Iniesta creando peligro. Y por él nació la jugada del gol. Agarró el balón en zona de tres cuartos y lo catalizó en apertura a la izquierda para Iniesta. El manchego centró con la diestra a la olla y allí cabeceó Piqué a las redes. No había terminado el partido y De Gea tuvo tiempo para salvar la victoria con una gran parada a Plasil, con la diestra fusilando desde dentro del área. La injusticia no se dio cita en Toulouse y el fútbol reconoció la victoria de España con tres puntos importantes para comenzar el campeonato.

 


- Crónica de Pedro17.com


Actividad del sitio

Anterior
Siguiente
SEPTIEMBRE 2017
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Patrocinadores

Webmaster Luis Cuenca - Web diseñada por HPS, High Performance Solutions